Apoya:

Al abordar el tema de las violencias contra NNAJs se nos plantea la exigencia de reconocer y aceptar un intrincado problema social que obliga a no colocar meramente la centralidad de las causas y de los problemas en los aspectos privados sino contemplar, también, los aspectos públicos que determinan las dinámicas de las violencias. De igual manera, no se puede eludir que las diferentes formas de violencia contra l@s NNAJs son expresión de la vulneración y falta de garantías de los derechos humanos tanto individuales como colectivos, violencias que con frecuencia en la sociedad cartagenera y en la institucionalidad distrital se justifican desde el adultocentrismo y se naturalizan con argumentaciones culturales, educativas, étnicas, o religioso-moralistas.


La asociación conflictiva entre cultura –patriarcalismo y adultocentrismo–, discriminación (clase, género, étnico/racial), urbanización, exclusión social, marginalidad y subnormalidad ha permanecido en Cartagena persistentemente en las últimas décadas.


En este sentido, la comprensión de las violencias que afectan a las NAJs debe trascender la agresión física y sexual.   En el Distrito, persisten y se reproducen un sinfín de amenazas (tienen su raíz en el machismo e imaginarios de género existentes que consideran a las mujeres como seres inferiores) que inciden negativamente en las libertades que son universales e interdependientes (el derecho a una vida digna, el derecho a una vida libre del temor y de la miseria, así como el derecho a su realización personal) de las NAMjs.


​La Lupa hace seguimiento a la situación de los derechos humanos de la niñez y juventud, particularmente de las niñas, adolescentes y mujeres jóvenes en la ciudad de Cartagena de Indias.  Identifica , analiza y evalúa los alcances de las violencias desde una perspectiva integral: violencia directa, violencia estructural y violencia cultural-simbólica.


En la observación se integra distintos enfoques teniendo como punto de partida el enfoque de género, entendiendo  que las relaciones desiguales de poder entre hombres y mujeres en la sociedad se traducen para las niñas, adolescentes y jóvenes en discriminaciones múltiples, desigualdades y graves vulneraciones a sus derechos y libertades fundamentales. A este enfoque se articula la perspectiva étnica, el enfoque territorial y el seguimiento al cumplimiento de la normatividad vigente y la implementación de las políticas públicas.


                Informes  

​​​Esta sección Bajo La Lupa es posible con el apoyo de Accisol y Terre Des Hommes (Alemania) al programa Cartagena de Indias en Deuda con las Niñas, Adolescentes y Jóvenes

Cidesd   Opina